Langosta con champiñones en salsa mornay y holandesa

Tiempo

35 minutos

Porciones

4 Porciones

Dificultad

media

Ingredientes

  • 4

    langostas

  • 3

    tazas de champiñones

  • aceite de oliva

  • perejil

  • sal

  • pimienta

  • 1

    litro de leche

  • 1

    cucharada de harina

  • 2

    cucharadas de mantequilla

  • 1

    cebolla perla

  • 1

    hoja de laurel

  • 50

    gramos de queso gruyere

  • sal

  • pimienta

  • 1

    cebolla colorada

  • 1

    taza de vinagre

  • 1

    hoja de laurel

  • 2

    yemas de huevo

  • 2

    tazas de mantequilla

  • jugo de limón

  • sal

  • pimienta negra

Preparación

  1. Preparar la salsa mornay poniendo a hervir la leche con laurel y la cebolla perla incrustada de clavos de olor. Cuando está cocida colar y reservar. 
  2. Dorar ligeramente 1 cucharada de mantequilla y harina en una sartén, agregar la leche colada, y remover para no formar grumos, añadir la otra cucharada de mantequilla y los quesos gruyere parmesano, sal y pimienta. 
  3. Preparar la salsa holandesa poniendo a reducir el vinagre de vino blanco con la cebolla colorada picada, laurel y pimienta negra. Colar y agregar las yemas de huevo, cocinar a baño maría hasta que aumente su volumen y estén cocidas. 
  4. Añadir de a poco la mantequilla derretida y sazonar al final con limón, sal y pimienta. 
  5. Retirar la cola de las langostas de su caparazón cuidando de mantener su forma para poder rellenarlo, limpiar el conducto digestivo y reservar enteras. 
  6. Sellar las colas en un sartén con aceite de oliva, sazonar con sal, pimienta y reservar en la misma sartén saltear los champiñones picados en cuartos, agregar perejil picado, la salsa mornay, la langosta sellada y cortada en rodajas. Dar un hervor y rellenar con esta preparación los carapachos de las colas. 
  7. Cubrir con la salsa holandesa y hornear de 3 a 5 minutos a 160 grados.

¿Te gusto la receta?

Sigue de cerca las mejores recetas

Déjanos tu e-mail y recibe en tu bandeja de entrada recetas nuevas cada semana